Tipos de fibras que se utilizan en telas 

Hay diversos lugares donde podemos explorar y adquirir telas, tales como tiendas de telas de vestir, tiendas especializadas en telas para amueblar, lugares que ofrecen remanentes, puestos de mercado, tiendas en línea.

Muchas veces también tenemos interés en reusar  telas que nos representen algo en particular. Sobre todo para proyectos que involucran pequeñas piezas de tela, como bolsillos o adornos, consideramos la posibilidad de reutilizar blusas y vestidos antiguos tanto para darles una nueva vida como para vincularlos a  sentimiento, emoción o recuerdo.

Aquí algunos datos que te pueden servir sobre algunas fibras específicas:

Algodón:

El algodón es nuestra fibra favorita por su sorprendente versatilidad y portabilidad, es una  fibra natural, es fuerte, absorbente y cómodo para vestir. Cuanto más largas sean las fibras mayor será su calidad. Se transforma en una amplia variedad de telas con diferentes pesos y acabados. Además, puede mezclarse con otras fibras, como algodón de poliéster. Por ejemplo la gasa de algodón que es una tela suave y ligera utilizada para blusas y vestidos, el césped de algodón es una tela fina y liviana, y el satén de algodón, que brilla en el lado derecho.

Seda:

La seda es otra fibra natural que se obtiene de los capullos de los gusanos de seda y cuando es hilada se generan una gran variedad de tejidos diferentes;  abarca desde georgette ligero hasta pesados  como dupión de seda (también conocido como dupión). El satén de seda es suave con un brillo satinado, ideal para cortar con precisión. La crepé de seda tiene una textura superficial, se adapta bien a los drapeados y es excelente para vestidos y blusas. Aunque la seda puede ser costosa y algunas variedades requieren limpieza en seco, otras pueden lavarse a mano con cuidado. Los tejidos de seda son cómodos, ligeros, transpirantes y resistentes.

Lino:

Esta fibra natural, el lino, es fuerte, absorbente y fresco para llevar, pero puede rasgarse fácilmente. Está disponible en diversos pesos, desde telas finas y suaves hasta tejidos pesados y texturizados.

Lana:

Las telas de lana son de origen natural, vienen en diferentes pesos, acabados y texturas, desde una gasa hasta telas más pesadas para trajes y abrigos. Aunque generalmente asociamos la lana con el calor invernal, las telas de lana fina son geniales para el verano. Las lanas lavables requieren limpieza con un detergente suave a baja temperatura.

Poliéster:

El poliéster es una fibra artificial, es resistente y antiarrugas, pero puede formar bolitas y acumular electricidad estática. A menudo se mezcla con otras fibras como algodón y lana.

Nylon:

Esta fibra artificial, también conocida como poliamida, es ligera, fuerte y duradera. Se mezcla comúnmente con otras fibras como lana y viscosa, y se utiliza en ropa, muebles y otros textiles.

Viscosa o rayón:

Una fibra artificial creada a partir de pulpa de madera o desechos de algodón, la viscosa es económica pero no muy resistente. Se teje en una variedad de telas y se mezcla a menudo con algodón, lana o acrílicos. 

El secreto para crear una prenda duradera y confortable radica en la elección del tejido utilizado en su confección. Cada tipo de tejido otorga a la prenda una sensación única y una caída particular, por lo que es crucial conocer cuáles son los más adecuados para el tipo específico de prenda que planeas crear. 

Seleccionar la tela adecuada puede resultar desafiante si no estás familiarizado con las características de cada tejido, por lo que es importante dedicar tiempo a explorar tiendas de telas y no dudar en hacer preguntas.

Tómate el tiempo necesario para aprender y apreciar las cualidades distintivas de los diferentes tejidos. Te sorprenderás rápidamente al descubrir la fascinante variedad de hermosos colores, patrones y texturas que se exhiben en las telas disponibles. 

Otra cosa que te ayudará saber es que las telas también varían en ancho, siendo las más comunes de 112 a 114 cm (44 a 45 pulgadas), 140 cm (54 pulgadas) y 150 cm (60 pulgadas). Esta diversidad de anchos te brinda opciones para adaptar la tela a tus necesidades específicas y garantizar el mejor resultado para tu proyecto de confección.

“QUILT” o “culcita” significa almohadón o cojín 
Teoría del Color
Mi Carrito
Close Deseados
Close Visto Recientemente
Categorías